Los niños bilingües en la actualidad son considerados genios por unos y con problemas por otros. No es fácil aprender hablar correctamente nuestro idioma natal, por lo que aprender otro le agrega un valor extra al aprendizaje.

Existen grandes beneficios en niños que aprenden otro idioma a tan corta edad. Sin embargo, giran algunos mitos muy interesantes que conoceremos a continuación.

Además, existen estudios que aportan un gran valor en los efectos de ser bilingüe a temprana edad. Lo que mostraremos en el siguiente post es una lista de 5 mitos sobre el aprendizaje de un idioma en niños bilingües acompañado de la realidad.

Mitos tenidos en cuenta por los padres

Lo grave de estos mitos es que fueron tenidos en cuenta por los padres y han cometido muchos errores. Para los padres, estar muy bien informados con fuentes de alta credibilidad que puedan soportar tales efectos. La idea es ayudar a nuestros niños a expandirse y ser cada día mejores.

Primer Mito

  • Una posible discapacidad mental es un hecho, si dejamos que nuestros hijos aprendan un nuevo idioma a tan corta edad. Se trata de un retraso en su desarrollo ligústico

La realidad es otra, un niño que aprende un solo idioma es capaz de decir unas cuantas frases en su idioma natal. Sin embargo, cuando aprende otro idioma podrían generar combinaciones de palabras en varios idiomas.

Esto se malinterpreta porque se trata de un problema de entendimiento, pero jamás en una discapacidad lingüística. Los efectos dañinos podrían notarse si el niño no emite la cantidad de palabras adecuadas a su edad en comparación con otros infantes.

Segundo Mito

  • Posible trastorno del habla es una causa principal por haber dejado a los niños aprender otro idioma

La realidad es otra: si un niño padece de estos problemas lo padecerá si habla uno o más idiomas. El ser bilingüe a temprana edad no es causal de esta enfermedad, incluso, no está en lo síntomas y no se relaciona en anda.

Tercer Mito

  • Un estado de confusión se podría presentar en el niño si aprende otro idioma.

Cuando un niño bilingüe escribe o habla podría hacerlo bajo una modalidad de combinación de reglas gramaticales. Esto es completamente normal y es parte de su desarrollo del habla. Incluso, a los cuatro años, los niños tienen la capacidad de separar ambos dialectos, pero no en un 100%.

Cuarto Mito

  • Posibles deficiencias académicas

Un entorno adecuado para los niños va en función a su edad y si entra en un aula donde enseñan otro idioma, sería lo correcto. Sin embargo, lo ideal es que aprendan en su idioma natal y que vean cátedras en otro idioma. Esto es beneficioso porque su capacidad para solventar inconvenientes se desarrolla mejor.

Quinto Mito

  • El niño hablará con poca fluidez

Realmente es todo un mito porque la fluidez se logra en niños mayores y cuando somos adultos. Esto gracias al aprendizaje oportuno y efectivo de un nuevo idioma a temprana edad.

Conclusión

Existen muchos mitos sobre este tema, como ves, algunos pueden generar confusiones y malos entendidos. Tengamos presentes que a temprana edad es un momento ideal para aprender. En ese lapso de tiempo nuestros hijos son como una esponja que absorbe todo.

Por eso, si deseas que aprenda inglés y que a la vez domine el español, nosotros podemos ayudarte. Nos hemos encargado de formar a niños bilingües desde hace más de 20 años. Confía en nosotros puesto que estamos preparados para brindarte a ti y a tu pequeño el mejor servicio.