Esta semana, hablaremos sobre el culito irritado, un tema muy común en nuestros peques. Hablaremos sobre sus causas y algunos remedios que van bien.

Tenemos que partir de la base de que la piel de nuestro bebé es inmadura y frágil, lo que quiere decir que todas las agresiones químicas que vienen dadas por los pañales, son difíciles de resistir y provocan el culito irritado.

El pañal, su compañero inseparable hasta los 2 años de vida, junto con la orina y las heces, y un contacto prolongado con la piel, es uno de los principales causantes.

Los antibióticos o el crecimiento de los dientes suelen ser otro motivo de irritación de culito, por lo que se convierte en un problema muy común en los niños.

El calor y la humedad provenientes del sudor, también lo origina.

Sabemos por experiencia de la regularidad e incomodidad de este efecto, por lo que vamos a darles unos cuantos remedios y consejos que nos han sido de bastante ayuda.

  • Cambiar con regularidad el pañal de tu bebé.
  • Limpiarlo con agua tibia y secarlo con cuidado.
  • Evita los polvos talcos.
  • Cuando lo cambies de pañal, usa como cremita un chorrito de aceite de oliva y extiéndelo.
  • Airear el culito del bebé.
  • En casa, podemos preparar una manzanilla y dejar que se enfríe y limpiarle con ella.

Quizás también te pueda interesar:

actividades el topo

Suscríbete a nuestro boletín mensual

Entérate el/la primero/a de todas nuestras novedades, promociones y actividades que desarrollamos en nuestro centro.

¡Gracias!, te has suscrito correctamente