Esta semana hablaremos sobre una de las áreas que compone la estimulación temprana: El área del lenguaje.

En ocasiones, en las evaluaciones individuales que entregamos trimestralmente a nuestros papis sobre la rueda del desarrollo, se sienten preocupados porque el área del lenguaje se encuentra por debajo de lo establecido. No es alarmante siempre y cuando este retardo en el desarrollo no se demore en el tiempo y observemos mejoras con el tiempo.

Partiendo de la base de que cada niño es un mundo individual y distinto, es cierto que los papis deben ser los principales mmama-y-bebe-hablandootivadores del lenguaje de sus hijos. Desde los primeros meses deben estimularlos mediante sonrisas, ruidos que gusten a nuestros peques y palabras simples gesticulando con nuestra boca de manera exagerada para que sean capaces de imitarlo.

Lo primero que aparecerá en ellos es la etapa pre-lingüística, en donde no existen palabras, sólo sonidos, balbuceo, gorjeos, sonrisas y llanto. Esta etapa dura aproximadamente hasta los 12 meses.

Posteriormente, su lenguaje irá mejorando y comenzarán a jugar con él. Empiezan a deformar los sonidos, dicen palabras al revés, etc.

¿Cómo podemos estimular el lenguaje en nuestros hijos?

  • Interactuar siempre con el bebé. Responde a sus balbuceos, habla con frecuencia con él. Realiza distintas expresiones con la cara, es otra manera de comunicación.
  • Coge a tu bebé y ponlo frente a ti. Aprovecha los momentos de cambio de pañal, la hora de la ducha… y dile palabras simples como “mamá”, “papá”.
  • Léele un cuento que tenga dibujos vistosos. Leer siempre le proporcionará grandes beneficios para su futuro.

Quizás también te pueda interesar:

actividades el topo

Suscríbete a nuestro boletín mensual

Entérate el/la primero/a de todas nuestras novedades, promociones y actividades que desarrollamos en nuestro centro.

¡Gracias!, te has suscrito correctamente