Hoy nos dedicarepor qué muerden los niñosmos a tratar un tema muy común en nuestro Centro, y seguro que es tema de actualidad en muchos hogares.

Trataremos de explicarles por qué los niños muerden y qué hacer en tal caso. Vamos a intentar entenderlos. En el inicio del curso escolar suele ser frecuente la conducta de morder en algunos niños. Esta conducta suele desaparecer cuando superan el periodo de adaptación.

“Para nosotras, como educadoras de una escuela infantil, una de las tareas más desagradables que tenemos es la de explicar a los padres que el niño ha mordido o ha recibido un mordisco de otro compañero”

Esta conducta es normal hasta los 3 años, aunque es más frecuente entre los 1 y 2 años, porque se encuentran en la fase oral y por lo tanto, se lo llevan todo a la boca. La boca está relacionada con las muestras de cariño. Ellos no se dan cuenta de que cuando muerden pueden hacer daño hasta que nosotras se lo hagamos entender. Los niños dejan de morder cuando son corregidos y cuando empiezan a desarrollar el lenguaje para relacionarse, y así solucionar sus problemas de una forma adecuada. Si a los 3 años de edad, el niño sigue mordiendo a otros niños, debemos enseñarle a pensar en lo que ha hecho.

Pautas a seguir cuando el niño muerda:

– Inmediatamente decirle “NO”, en un tono calmado pero firme y con desaprobación. NO hace falta gritos ni ofensas.

– Al bebé que comienza a caminar (1 a 2 años), apártalo de los demás niños. Así notará que su actitud no te agrada.

– Al niño pequeño (2 a 3 años) dile: “Morder puede hacer mucho daño”

– Si el niño persiste en morder a otros, no lo cojas en brazos, no juegues con él por un tiempo de 5 minutos. Así le enseñarás que mordiendo no te llamará la atención.

– Si todo eso no funciona y el niño persiste con la actitud de morder a sus compañeros, los padres deben consultarlo con un psicólogo.

actividades el topo

Suscríbete a nuestro boletín mensual

Entérate el/la primero/a de todas nuestras novedades, promociones y actividades que desarrollamos en nuestro centro.

¡Gracias!, te has suscrito correctamente